domingo, 27 de enero de 2013

La persona más triste del mundo

Hoy he conocido a la persona más triste del mundo. Ha sido de forma casual, me ha pillado en una situación comprometida... estaba desabrochándome los botones de la portañuela en el aseo cuando giré la cabeza y le vi en el espejo. Ha sido un shock. Al unísono, todos los vellos de mi cuerpo se han puesto firmes cuando mis ojos se han cruzado con esos ojos. Mi boca ha intentado salivar al ver esos labios cerrados, pegados, prietos. He buscado el interruptor de la luz..."sólo es una sombra que desaparecerá ahora mismo". Se hizo la luz, y ahí continuaba YO. Hoy he conocido a la persona más triste del mundo, y se parecía terriblemente a mi.